HOY

Loading...

sábado, 5 de diciembre de 2009

Situación de la Empresa

Ripley San Miguel tiene como competencia directa a Saga Falabella, y como competencia indirecta está, wong, Plaza Vea, Topi Top, supermercados Metro, entre otras tiendas de Plaza San Miguel y coetáneas a la misma.
Ripley trata de ofrecer una amplia variedad de productos en el mismo lugar, con la conveniencia del financiamiento. Ofrecemos productos de muy alta calidad a “Precios competitivos”. Como parte de la exitosa estrategia, la compañía participa el negocio financiero mediante el otorgamiento de financiamiento directo a sus clientes a través de la tarjeta Ripley y el recientemente creado Banco Ripley, que ofrece créditos de consumo y MasterCard. “Ripley financia todo lo que vende, por lo que una buena parte de los beneficios de la compañía provienen del negocio financiero. Nosotros financiamos todo, sin importar el precio. Hay clientes que incluso compran artículos de 50 dólares a pagar en 12 cuotas.”
Ripley opera en un ambiente de retail altamente competitivo, caracterizado por tácticas agresivas para atraer y retener a los clientes: productos de alta calidad, bajos precios, financiamiento y mayor servicio.

Aumentar su ventaja competitiva a través de un aumento en la eficiencia y mejorando su habilidad para ofrecer los altos niveles de servicio que sus clientes estaban esperando. Para lograr este objetivo se requería una infraestructura adecuada.
Ripley también tiene una importante iniciativa en progreso para asegurar que sus proveedores, principalmente desde China, cumplan con sus requerimientos de empaque. “En nuestra situación previa, no nos importaba
Cuántos artículos venían en una caja, o el peso o tamaño de la misma – hoy sí nos importa. Por esta razón, estamos actualmente implementando programas de capacitación para nuestros proveedores en China para asegurarnos que ellos cumplan con nuestros requerimientos en el futuro.”
“Solo por hoy 60% de descuento en chompas y casacas”. “Por tus compras de S/.200 en ropa te regalamos vales de S/.50”. “Paga una prenda y llévate la segunda gratis”. Estas son algunas de la larga lista de descuentos y promociones que las dos principales tiendas por departamento del país —Ripley y Saga -- lanzaron en las últimas semanas del mes de septiembre y que fueron promocionadas con grandes avisos en diarios y avenidas, ya que era fin de temporada y venían otros tipos de prendas de vestir (ropa veraniega).
Y es que al parecer la crisis también le está jugando una mala pasada a las cadenas minoristas, que han decidido salir a ofrecer sus propuestas de venta para atraer una mayor cantidad de clientes.
Se proyecta que el consumo deje de caer, y se mantenga estable para el último trimestre del año. A comparación del año anterior, si bien esta cifra significa un crecimiento cero para el sector, también representa una estabilidad de las transacciones frente a la crisis pues no se prevé una caída.
Ripley comercializa una variada cantidad de productos nacionales e importados (prendas de vestir, artículos de belleza, juguetería, artículos para el hogar, electrónica, línea blanca, etc.) a través de sus tiendas. En relación a la composición de las ventas, la línea Moda es la más relevante y representa el 55% de las mismas en junio 2009.
Las compras de mercadería que realiza Ripley dependen de la estacionalidad, las tendencias de la moda y de la posibilidad de que se dé un fenómeno climatológico adverso, el cual modificaría las condiciones estacionales y las compras de los clientes. Al mantener las prendas una significativa participación de las ventas, su compra es un factor clave en la logística de la Compañía. Ripley cuenta con un área especializada en planificar las campañas y su correcto aprovisionamiento, minimizando de esta forma que los márgenes de la Empresa se vean afectados.
Las ventas de Ripley se realizan en un alto porcentaje a través de las Tarjetas de Crédito Ripley (59.6% en junio 2009) administrada y gestionada directamente por Banco Ripley.
En comparación con la competencia a julio 2009, el Banco Falabella Perú es uno de los emisores más importantes de tarjetas de crédito del Perú, ocupando el segundo lugar en el Sistema con más de un millón de tarjetas emitidas. Presenta una participación de mercado de 23.4% aproximadamente, muy cerca de Banco Ripley que tiene una participación de 24.3%. Dicha situación constituye una herramienta muy potente para impulsar las ventas, ya que permiten organizar campañas y promociones en función a la amplia base de datos que contiene información sobre sus clientes y hábitos de consumo.

La experiencia y respaldo con los que cuenta la Empresa, que le han permitido mantener su liderazgo y posición competitiva, así como adecuados indicadores financieros en una coyuntura de crisis internacional y de contracción de la demanda interna local. Sobre esto último, es preciso mencionar que Ripley ha implementado una serie de medidas enfocadas en desarrollar eficiencias que mitiguen el efecto de la crisis.

Siendo el Primer retailer más importante de la región, a través de los negocios de tiendas por departamentos, desarrollo y construcción de centros comerciales, tiendas para el mejoramiento del hogar, súper e híper mercados, inmobiliarias, corredores de seguros, banco y retail financiero.

Actualmente el servicio de Ripley es un Servicio altamente estandarizado con un reducido contacto con el cliente y con los bienes físicos predominando sobre los servicios intangibles “autoservicio” o hágalo a su a gusto o escoja a su gusto, con la disposición de posibilidades de escoger (flexibilidad de productos: talla, color, estilo, marca, precios, contado, crédito etc.), con este mejoramiento continuo de procesos para la compra, Ripley busca adquirir cada vez niveles más elevados de satisfacción al cliente.
Actualmente, Ripley San Miguel, entra con fuerza para la Campaña Navideña, posicionándose como una marca que ha ampliado su oferta a todos los grupos socioeconómicos desde los productos más sofisticados y exclusivos, a los más sencillos y cotidianos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada